Ciencia y Tecnología para el pueblo

Inicio

Encuestas

Que le parece el nuevo aspecto de nuestro Site?
 

Enlaces

mod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_counter
mod_vvisit_counterHoy3007
mod_vvisit_counterAyer4777
mod_vvisit_counterEsta Semana18518
mod_vvisit_counterSemana Pasada14417
mod_vvisit_counterEste Mes32935
mod_vvisit_counterMes Pasado51155
mod_vvisit_counterTotal7556744

We have: 38 guests online
Tu IP: 54.81.50.120
 , 
Hoy: Jul 12, 2014

Noticias

PDF Imprimir E-mail
La probable salinización de los acuíferos ubicados a lo largo de la costa falconiana ha sido una preocupación latente, debido a las consecuencias que ello provoca en el desarrollo agrícola, pecuario y la utilidad del agua para el uso de la población.

Ante este panorama, recientemente se dio inicio al proyecto “Evaluación de la posible intrusión marina y salinización de acuíferos costeros en el norte continental del Estado Falcón”, que tiene como propósito generar conocimiento del volumen y calidad del agua, recarga, sustentabilidad y dinámica de aguas subterráneas en la zona costera comprendida entre las poblaciones de Tocopero y Puerto Cumarebo.

La salinización de los acuíferos se produce por la intrusión marina, causada por la indebida ubicación de los pozos



Otro pozo perforado acentúa el proceso de salinización en virtud del desplazamiento de la cuña salina

En su primera fase contempla un estudio piloto de de Hidrogeología e Hidrogeofísica en un área ubicado entre ambos poblados, utilizando diversas técnicas para la prospección y evaluación de la calidad de fuentes de agua subterránea en la zona a explorar, mediante esta metodología se utilizarán técnicas nucleares y de hidrogeología, sísmica de refracción y sondeos eléctricos verticales.
El proyecto, que está a cargo del profesor Haydn Barros, Jefe del Laboratorio de Física Nuclear de la Universidad Simón Bolívar (USB), permitirá evaluar la ubicación de la “cuña salina”, por dónde penetra y, en función de los resultados, presentar  recomendaciones para gestionar los pozos a fin de minimizar la salinización de los acuíferos costeros.

Cuña salina o barrera natural

La cuña salina está delimitada por la región del subsuelo donde coinciden el agua dulce, procedente de la recarga continental, y el agua salada, también subterránea, que se infiltra a través del suelo marino. En la naturaleza se establece un equilibrio entre el agua dulce y el agua salda; cuando este equilibrio se rompe el agua salada invade el acuífero elevando el nivel de sales de las aguas. El agua salina no sirve para consumo humano ni animal ni para su uso en la agricultura, porque deteriora cultivos y suelos.

Este proceso de migración de la cuña salina hacia el interior continental es irreversible una vez que se produce. “Comprender la dinámica del agua subterránea es difícil porque ni el agua ni la estructura del subsuelo se ven directamente”, indicó el profesor Barros.

Durante la presentación del proyecto, que cuenta con el apoyo del Ministerio de Ciencia y Tecnología, así como de Fundacite Falcón, Barros explicó que existe el riesgo de que se este desplazando la cuña salina en varios puntos de la costa, lo que contamina al acuífero convirtiendo los pozos de agua dulce en agua salobre. Refirió también que la experiencia indica que cuando esto sucede el productor abandona el pozo, que está cerca de la línea de costa, retrocede unos 150 o 200 metros y abre otro para volver a bombear, lo que provoca que la intrusión marina sea arrastrada tierra adentro. “Lo que debe hacerse es evaluar la recarga de agua dulce y precisar el volumen de agua que puede extraerse de cada pozo. Se trata de hacer una adecuada gestión del recurso”.

Recalcó que para lo que resta de año y durante los primeros meses del próximo se desarrollará una fase de exploración en virtud de que existe poca información al respecto. Los dos primeros meses se hará un inventario de pozos para luego proceder con el estudio respectivo.

Más allá de la simple explotación del agua
Tradicionalmente, las personas que buscan el agua sólo hacen eso, luego de conseguir el líquido la explotan. “Ese criterio es práctico, pero atenta contra la sustentabilidad de los recursos”, refuerza el experto, quien agrega que una mejor comprensión del acuífero subterráneo implica determinar de cuánto recurso se dispone, el potencial de explotación, la calidad del agua, la evaluación de las zonas de protección, entre otros aspectos. “Sólo a través de ese conocimiento se podrá disponer de agua de manera sostenible durante los próximos años”.

Para la reducción del problema de la intrusión marina se han estudiado muchos métodos, como la creación de barreras impermeables o la recarga de los acuíferos mediante la inyección de agua dulce, pero la única medida efectiva es la reducción de la tasa de extracción hasta adecuarla a las características del acuífero. Además, esta medida es la más económica y adecuada, pues siempre es mejor prevenir que curar.

Este proyecto se ejecutará durante dos años con recursos que aportará el MCT, por el orden de los 140 millones bolívares; 30 millones de bolívares y logística por parte de Fundacite Falcón; mientras que la USB, aporta el personal y los equipos requeridos para el estudio.

También, para esta primera fase, contarán con la cooperación del Ministerio del Ambiente-Falcón, Hidrofalcón y la UNEFM, entes que aportarán información y logística.
    

Raúl Pérez Mencías
CNP 8974

Infografía:
Manuel Núñez
Fecha:
Viernes, 11 de agosto de 2006
Última actualización el Martes, 15 de Agosto de 2006 12:56